Conexión Andrómaco 25

| 14 | Su motor es el hacer. A los ochenta y un años sigue pensando en trabajar, leer e investigar sobre la piel. Su motivación, un espíritu inquieto, una adicción al conocimiento, y una familia exigente. El Dr. Alberto Woscoff descubrió su vocación temprano. Salvo un período como periodista en el Diario Crítica mientras estu- diaba medicina, su pasión fue siempre la piel. Nunca dudó sobre su elección. Desde pequeño sintió una especial devoción por la dermatología, “tal vez influenciado por mis padres que eran farmacéuticos”, afirma. Se recibió a los 23 años y se jacta de haber sido el primer practicante en la especialidad en el Hospital Ramos Mejía. “Tuve un maestro insigne, el Dr. Alejandro Cordero. Un profe- sional de esos que no se reproducen fácilmente. Me formé con él. Estábamos en el Ramos Mejía cuando el Dr. Cordero fue nombrado Jefe del Hospital Tornú. Me presenté a un concurso para cubrir una posición allí y lo gané. Así que seguimos traba- jando por mucho tiempo. Años después, pasamos al Hospital de Clínicas en donde tuve la suerte de sucederlo como Jefe del Servicio y como Profesor titular”. El Dr. Woscoff tiene su consultorio repleto de diplomas colga- dos que ilustran una trayectoria larga y reconocida. Nombrado Maestro de la Dermatología Ibero Latino Americana, fue Presidente de la Sociedad Argentina de Dermatología, de la que hoy es Miembro Honorario Nacional, Jefe del Hospital Durán, Jefe del Hospital Naval, Jefe del Hospital de Clínicas entre varios otros cargos y menciones que lo ubican como uno de los mejores de su tiempo. “Ya no se hace la dermatología dura. Ahora se hace más cosmé- tica. El estudio y tratamiento de las enfermedades de la piel exi- gen mucho esfuerzo y dinero. Comprendo a los estudiantes de Dr. Alberto Woscoff, Una vida protegiendo la piel Para el Dr. Alberto Woscoff, la dermatología es casi una obsesión. Desde muy joven sin- tió pasión por la piel y nunca dejó de estudiarla. Profesor Académico, Maestro de la Dermatología Ibero Latino Americana, Jefe de Servicio de varios hospitales, fue el inicia- dor de la Campaña Nacional de Prevención de Cáncer de Piel y trabajó junto a la Sociedad Argentina de Dermatología para que la iniciativa cumpla en 2014 más de vein- te años de difusión.

RkJQdWJsaXNoZXIy NDA0NDEw